La emisión indiscriminada de gases está acentuando el efecto invernadero y hace que suba la temperatura global del planeta.

Las emanaciones más perjudiciales son las provenientes de la combustión de los vehículos de nafta o gasoil.

El protocolo de Kioto es un acuerdo entre 189 países para controlar las emisiones que producen el efecto invernadero.

Una de las medidas que acordaron en el 2000 fue disminuir las emisiones a los niveles de 1990.

En la misma línea la legislatura de la ciudad de Buenos Aires aprobó la Ley del Aire para controlar las emisiones de gases de los autos y de las industrias.

Los desarrollos de Hidroinyección Fioramonti reducen las emisiones de la cámara de combustión de los motores entre un 70 a un 85%.

Por eso sostenemos que la Hidroinyección es clave en la reducción del efecto invernadero.

Trabajamos y seguimos desarrollando tecnología que respeta el medio ambiente. Esta es la misión de Hidroinyección Fioramonti.